jueves, 30 de octubre de 2014

Los chinos le hacen un roto a Samsung: su beneficio operativo cae un 60%

Los malos resultados augurados por la compañía se han hecho finalmente realidad. Samsung Electronics obtuvo un beneficio operativo en el tiempo que comprende entre julio y septiembre de 4,06 billones de wones (3.050 millones de euros), un 60% menos que en el mismo periodo del año pasado, según informó la compañía en un comunicado.
Se trata de la cifra más baja desde 2011 y la primera vez en tres años que Samsung reduce su beneficio operativo dos trimestres seguidos.
El beneficio neto del gigante de la electrónica por su parte cayó un 48,7% en términos interanuales hasta 4,22 billones de wones (3.170 millones de euros, 4.000 millones de dólares).
La compañía ya avisó hace unas semanas que los resultados de su tercer trimestre serían decepcionantes
La tecnológica avisó hace unas semanas que los resultados de su tercer trimestre serían decepcionantes. En el caso de las ventas, Samsung comercializó productos entre julio y septiembre por valor de 47,4 billones de wones (35.613 millones de euros, 44.990 millones de dólares), un 19,6% menos que en el mismo tramo de 2013. 
Los deslucidos resultados de la multinacional surcoreana respondieron principalmente a la reducción de los beneficios en las ventas de smartphones al reducirse el margen de ganancia por unidad. De hecho, la división de informática y comunicaciones móviles sufrió un desplome de su beneficio operativo de un 74% en términos interanuales, mientras los ingresos por ventas cayeron un 32,8% en el mismo período.
China intensifica la competencia.
Los resultados de la división de electrónica de consumo de la firma también quedaron por debajo de lo esperado por el descenso de ventas de televisores de pantalla plana y el fin de temporada antes de lo previsto de los aparatos de aire acondicionado, explicó Samsung en su comunicado. Sin embargo, la compañía se mostró optimista de cara al cuarto trimestre en el que pronosticó "con cautela" un aumento de los beneficios "por la fuerte demanda estacional de televisores y el progresivo auge del sector de los chips de memoria".
En cuanto a los dispositivos inteligentes, su principal baza en el mercado mundial, Samsung espera un incremento de la demanda de sus productos gracias al reciente lanzamiento de su phablet Galaxy Note 4 y los nuevos modelos de teléfonos inteligentes de gama media.
La firma surcoreana destacó, no obstante, que espera "una intensificación aún mayor" de la competencia en el mercado mundial del sector, en una aparente referencia a la cada vez mayor popularidad de los fabricantes chinos como Huawei o Xiaomi.